publicidad

WG-50, la nueva todoterreno de Ricoh

ALTA_07_WG-50_orange_A

Llega el buen tiempo y con él, las cámaras compactas de moda, las que se pueden usar en todo tipo de entornos, incluyendo bajo el agua. Ricoh acaba de presentar la WG-50, una todoterreno robusta que llama la atención nada más verla, pues cuenta con un diseño algo peculiar.

En el aspecto técnico, lleva un sensor CMOS retroiluminado de 16 megapíxeles y un objetivo zoom equivalente a un 28-140 mm, lo que la hace idónea tanto para realizar fotografía de grupo como tele. Además, puede enfocar desde un centímetro de distancia, permitiendo hacer fotos macro (incorpora seis pequeños LED alrededor del objetivo para asistir en este tipo de tomas). Por supuesto, también permite grabar vídeo, llegando a resolución Full HD a 30 fotogramas por segundo.

ALTA_04_WG-50_orange_A

Por otra parte, ahora lleva un procesador que le otorga la capacidad para manejar las imágenes ofreciendo mayor nitidez, y al poder ajustarse hasta una ISO de 6.400, es efectiva en cualquier condición de luminosidad común.

Así, esta cámara hará las delicias de los aficionados a los deportes y las actividades extremas. Puede emplearse hasta a 14 metros de profundidad, durante un máximo de dos horas, sin necesidad de carcasa (incorpora un modo para imágenes subacuáticas que optimiza los colores y el contraste tanto de las fotografías como de los vídeos), aguanta caídas de hasta 1,6 metros, resiste a temperaturas de hasta -10 ºC, y un peso de 100 kg.

Algo que se echa en falta en este modelo, comparándola con otros destinados al mismo tipo de usuario, es que el Wi-Fi y el GPS.




No hay comentarios

Añadir más