publicidad

Mantén a salvo tus fotos, compártelas y accede a ellas desde cualquier sitio con Drobo 5N2 (parte 1)

El mayor tesoro a conservar en el mundo de la fotografía son las imágenes. Ni las cámaras ni los accesorios pueden hacerles sombra, pero, lamentablemente, muchos fotógrafos no caen en la cuenta hasta que es demasiado tarde, justo después de comprobar que el medio en el que las guardaban ha sufrido algún percance. En los días que corren esto suele suceder cuando un disco duro se estropea, o cuando se pierde un teléfono móvil, una llave de memoria USB, e incluso cuando se produce un fallo en la propia tarjeta de memoria de la cámara.

La solución a todos estos males pasa por unos dispositivos muy especiales llamados NAS. Se trata de pequeños ordenadores cuya misión principal es almacenar de forma segura todo tipo de información, en este caso fotografías, siendo accesibles a través de una red local e incluso desde Internet. Para ello pueden albergar varios discos duros, y su sistema les permite mantener copias exactas de unos discos duros en otros. Así, si uno de estos discos falla, la información permanece perfecta en al menos otro de ellos, permitiendo al fotógrafo actuar eliminando la unidad con problemas y sustituyéndola por otra en buen estado. En ese momento el NAS se encarga de reponer la copia correcta.

Es evidente que cualquier fotógrafo profesional debería contar con un NAS, e incluso más, entre su equipo. Ninguno puede permitirse perder una sesión fotográfica irrepetible, como una boda o una comunión. Pero incluso el fotógrafo esporádico que todos llevamos dentro sufrirá remordimientos y tendrá pesadillas si pierde las fotos almacenadas de toda una vida.

Por ese motivo, en las próximas semanas iremos publicando una serie de tutoriales sobre cómo poner en marcha y trabajar con uno de estos equipos. No solo para mantener las fotos a salvo, sino para poder disfrutarlas en cualquier lugar y compartirlas.

Para ello, hemos seleccionado uno de los NAS más interesantes del momento, el DROBO 5N2. Se trata de un equipo que, además de elegante, cuenta con la mejor tecnología para desempeñar su trabajo, garantizando además que no se quedará obsoleto en poco tiempo, y que se podrá ir ampliando su capacidad según se vaya necesitando, puesto que cuenta con 5 bahías para discos duros. Por otra parte, una característica de esta marca es que busca evitar complicaciones del usiuario, automatizando muchas de las tareas de configuración más tediosas.

En el presente tutorial, el primero de ellos, vamos a proceder a su instalación, lo que no llevará mucho tiempo. En los siguientes veremos cómo configurarlo y cómo emplear sus características para aprovecharlo desde el punto de vista del fotógrafo.

 




No hay comentarios

Añadir más